La Ciudad del Mexicaos

Anteriormente en este blog, realicé un post acerca de la –inexistente– movilidad en nuestra bien amada pero eternamente odiada Ciudad de México. En aquella ocasión, una discusión con un transeúnte fue lo que desembocó en aquél post.

En esta ocasión, son distintos factores los que me hacen volver a hacer énfasis en la travesía que resulta para el chilango el intentar moverse por esta ciudad.

La experiencia es la evidencia más clara que tengo sobre lo terrible que es esta ciudad. Hace algunos años, el desorden era por horarios –cuando de plano no podías moverte– y de lunes a viernes; actualmente, el caos es a todas horas y de lunes a sábado. Ustedes salgan cualquier sábado a las 2 de la tarde y parece viernes de quincena.

Lo que principalmente me llamó la atención en días recientes, fueron las noticias acerca de tantos accidentes entre automovilistas y ciclistas, en donde desafortunadamente, algunos ciclistas fallecieron.

Esto viene de la mano con que últimamente —espero no ser el único— veo a un mayor número de ciclistas en la ciudad. Fácil llego a ver más de 20 distintos en un solo día. Para mí, eso es algo positivo.

Sin embargo, son mil y un actos de irresponsabilidad vial con los que me topo en el camino de mi casa al trabajo y de regreso. Cuando circulo por la calle principal de mi casa, tengo que dar vuelta a la derecha para continuar mi camino; en infinidad de ocasiones, me han tocado ciclistas que vienen en sentido contrario sobre esa calle en la que voy a dar vuelta. Afortunadamente he alcanzado a percatarme de su presencia porque volteo a ambos lados, pero cuando una persona no alcance a  verlo, tarde o temprano va a ocasionar un accidente. ¿Culpa de quién es? Del ciclista.

De igual manera, cuando vengo sobre equis calle, la que ustedes quieran, siempre hay un auto que se pasa el semáforo en alto y el bruto que le hace segunda. Antes era cosa de taxistas —aunque todavía hay quienes lo siguen haciendo— pero ahora cualquiera lo hace. Acto seguido, lo ves detenido en el siguiente semáforo porque hay gente que sí respeta las señales y avanza hasta que tiene el siga. ¿Entonces para qué carajo se pasa el alto?

Otra de las acciones más nefastas que he visto en la calle, es el baquetón o vaquetona que por no ir a darle la vuelta a la cuadra como debería ser, se acomoda en el paso de cebras para dar una vuelta.

El otro día venía sobre Nicolás San Juan en el cruce con Eje 4, justo en donde están los carriles del Metrobús. Yo era el primer auto detenido sobre la calle, cuando de pronto otro auto que venía en Eje 4 se puso delante de mí, de manera horizontal, sobre el paso de cebras. Cuando el semáforo indicó el siga, el auto cruzó Eje 4 como si viniera de la misma calle que yo. Todo esto para evitar dar la vuelta a la manzana, además de evitar ser detenida porque si cruza entre carriles de Metrobús y no trae a Sor Juana a la mano –un billete de $200 pesos porque ciudadanos, policías y políticos en gran medida, son corruptos– es corralón seguro.

No podemos convivir en las calles, nadie se salva. El peatón que se cruza a paso tortuga aun cuando tiene el alto; el auto que, habiendo tráfico, avanza para ver si alcanza a cruzar cuando es evidente que no lo hará, pero ya se quedó atravesado estorbando el paso de la calle o avenida transversal; el ciclista que anda en sentido contrario; el motociclista que sin importarle nada, viene  zigzagueando entre los coches en lugar de mantener su carril; los choferes de cualquier transporte público que lo que menos les interesa, es el público; y los policías de tránsito, que en cualquier punto que se encuentren, siempre provocan más y más tránsito. De las manifestaciones ni hablamos.

La movilidad en la capital mexicana seguirá siendo utópica mientras no haya ni un poco de respeto entre nosotros mismos. Mientras tanto sigamos trabajando en materializar la utopía dando el ejemplo y evitando a toda costa contribuir al caos vial.

 

@DJacobo92

Anuncios

Un pensamiento en “La Ciudad del Mexicaos

  1. Pingback: Jorobeando

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s